Luly® Pro

colchón infantil luly pro
colchón infantil luly pro

El mejor colchón para niños

El mejor colchón infantil, para los padres que desean el mejor descanso para sus hijos. Tecnología y calidad máxima adaptada a las necesidades de los pequeños de la casa.

La cama y el colchón jugarán un papel muy importante en esta etapa de su infancia. Dejará de usar el pañal por la noche, guardará sus dientes de leche bajo la almohada para el Ratoncito Pérez, vencerá el miedo a la oscuridad y a dormir solo y consolidará todas las lecciones aprendidas en el cole durante la noche (el sueño es esencial para la memorización y el aprendizaje).

Tecnología Dermawell

Combate los principales microorganismos que producen reacciones alérgicas durante la infancia: Ácaros del polvo, bacterias y hongos (humedades). Recomendado para niños con predisposición al asma, bronquiolitis, dermatitis y otras alergias respiratorias.

Espuma PUR. Firmeza media alta 

El colchón está diseñado con un núcleo de espuma PUR (Poliuretano) especialmente firme recomendado para la etapa de crecimiento permitiendo múltiples posturas sin perder calidad de sueño.

Compatible método Montesori

Gracias a su diseño el colchón Luly Pro puede colocarse sobre un somier o base en altura baja o directamente sobre el suelo ya que su parte inferior está confeccionada con lana merino que permite aislar el frío del suelo.

Cuñas de reconociento

El núcleo del colchón está diseñado con laterales más firmes que el núcleo del colchón para que el niño o niña pueda reconocer el borde ayudando a prevenir y caídas al mismo tiempo se puede prescindir de vallas peligrosas evitando posibles accidentes.

Núcleo ECA

El apoyo central del colchón se ha diseñado con espuma de célula abierta filtrante que recoge cualquier escape accidental como vómitos y orina garantizando que la superficie del colchón quede seca el resto del tiempo. Se recomienda colocar en el fondo del colchón un empapador de un solo uso para poder recoger lo líquidos y así mantener el colchón en perfectas condiciones.

Cara Segunda etapa (Parte inferior)

Esta cara del colchón está especialmente pensada para niños y niñas a partir de 6 o 7 años cuando ya no hay tendencia a tener escapes accidentales. Esta cara destaca por sus 4,5 cm de viscoelástica que favorece la postura lateral y boca arriba, posturas más recomendadas para el desarrollo de la espalda

Funda muy práctica

El tejido superior de la funda 100% poliester es completamente extraíble para su lavado frecuente y fácil secado siendo de este modo un tejido muy funcional.

Certificado OEKO-TEX

BabyKepeer®, y todos sus componentes, están en posesión del certificado OEKO-TEX® Clase I.

Esto asegura que no se han empleado sustancias nocivas en la elaboración del producto. Al tratarse de la Clase I se asegura de que cumple con los niveles más restrictivos de control, lo que garantiza que el producto puede estar incluso en contacto con las pieles más sensibles, como las de los bebés.

A salvo de alergias

Al igual que nuestros colchones de cuna, Luly cuenta con la tecnología Dermawell®, que reduce los síntomas de las pieles atópicas y alergias respiratorias a través de probióticos microencapsulados. Dermawell® inhibe, entre otras, la bacteria estafilococo aureus al 99%, causante de la dermatitis atópica. Además de controlar la infección, esta tecnología previene también la posible irritación de la piel y las vías respiratorias.

Qué colchón elegir para niños

Los niños crecen mientras duermen, está demostrado científicamente. Por tanto, la calidad del sueño influye en el crecimiento de los niños. Entre los 2 y los 9 años, los niños crecen una media de 46 cm ¡casi medio metro! Durante las horas de sueño más profundo, es cuando se segrega mayor cantidad de la hormona del crecimiento o somatotropina, encargada de estimular el crecimiento del esqueleto de los niños y de la reproducción y regeneración celular. Por este motivo es necesario establecer una rutina de sueño regular y elegir el mejor colchón infantil, un colchón diseñado específicamente para niños y adaptado a sus necesidades.

El grado de firmeza es clave a la hora de elegir el mejor colchón para los pequeños de la casa, pues juega un papel esencial en el confort y la postura que adquiere un niño durmiendo. Los colchones de firmeza alta favorecen la postura boca abajo, ya que así no apoyamos partes duras sobre un colchón duro. El resultado es una espalda que crece hipercurvada con vértebras cervicales y lumbares pinzadas y débiles. Por el contrario, un colchón blando distribuye los puntos de presión y favorece la postura tipo hamaca, que ayuda a evitar problemas en el conjunto de vértebras dorsales.

En el colchón infantil Luly, con espuma flexible de poliuretano y tecnología Viscoinstant, garantiza la correcta postura de la espalda durante el sueño ayudando al correcto desarrollo de la columna vertebral.

El colchón viscoelástico para niños

Desarrollada por el Instituto Europeo de Calidad del Sueño, la tecnología Ionizzed Turmalina® se inspira en la naturaleza para contrarrestar los efectos negativos que los dispositivos electrónicos y la contaminación atmosférica tienen en nuestro descanso. Ionizzed Turmalina® encapsula millones de iones negativos (aniones) en el tejido que, al contacto con el cuerpo, se liberan impregnando el ambiente y ayudando a neutralizar el exceso de iones positivos (cationes). Como una cascada o el mar, la tecnología Ionizzed Turmalina® ayudará a tu hijo a relajarse al acostarse en su Luly, consiguiendo una recuperación mucho mayor durante el descanso e incluso favoreciendo los problemas de insomnio.

Para garantizar el máximo confort, nuestro colchón viscoelástico para niños cuenta con la espuma Viscoinstant, que proporciona a tu hijo comodidad y salud postural. La densidad y estructura de este material distribuye la presión de forma uniforme, proporcionando una sensación de pomposidad e ingravidez. Además, Luly incorpora en su cara principal un tejido aterciopelado de Viscosa 400 grs, de alta transpiración y tacto extrasuave, que favorece la sensación de acogida al cuerpo.

colchón infantil
colchón infantil

Transpirabilidad

La transpirabilidad es clave en la calidad del descanso, especialmente en los colchones juveniles e infantiles, los niños y jóvenes tienden a sudar por la noche y son más susceptibles ante las alergias. El acolchado 3D de la capa superior y la estructura de célula abierta de su núcleo garantizan la correcta circulación del aire a través del mismo, favoreciendo su transpiración y frescor durante el descanso.

Hecho para durar

Sus altísimas propiedades físico-mecánicas de resilencia y elasticidad dotan a este colchón infantil de una gran capacidad para volver a su forma original tras deformarse. Sus materiales de primera calidad garantizan su durabilidad, avalando sus beneficios en el descanso durante todos los años de uso del colchón.

Además, la densidad del núcleo de espuma elimina el efecto rebote de los colchones de muelles, evitando la tentación (y el peligro) de saltar sobre la cama, y favoreciendo así la durabilidad del colchón y la seguridad de nuestro pequeño.

La funda protectora Altea será la compañera ideal de Luly. Su tejido de algodón 100% natural y tacto extrasuave cuenta también con una alta transpirabilidad, además de con un revestimiento impermeabilizador extrafino para proteger la vida útil del colchón.

colchón infantil para niños
colchón infantil para niños